“El ojo no te da dobles oportunidades, si el diagnóstico no es el adecuado, lo más probable es que el paciente quede con secuelas”

En el marco de la Formación Anual para veterinarios de pequeños animales, organizada por IntelVet, este martes 3 de mayo inicia la actualización en Oftalmología a cargo del Dr. Gustavo Zapata. Al respecto, el especialista se refirió a las expectativas por la capacitación y a las particularidades de esta rama de la medicina veterinaria.

Click en la imagen para mayor información de la capacitación

¿Cuáles son las particularidades de la especialidad?

La principal está en el ojo que nos brinda mucha información donde las estructuras se pueden ver y es el único lugar donde podemos ver una artería, una vena y un nervio. Del mismo modo, el ojo tiene un solo problema: no te da chances. Si tu diagnóstico fue errado, a la larga o a la corta, el ojo va a quedar con secuelas, ese es el gran problema que tiene el tejido ocular. El ojo tiene muchas estructuras diferentes haciendo acciones diferentes para un objetivo solo que es la visión. No hay otro órgano con las mismas características.

¿Cuáles son los principales errores que se suelen cometer a la hora de realizar un análisis oftalmológico?

Uno de los inconvenientes es que existen diferentes enfermedades que comparten la misma signología en el ojo con diferencias muy sutiles. Entonces, debemos hacer un estudio minucioso para determinar cuál es la causa y poder comenzar un tratamiento adecuado. Más allá de eso, considero que el mayor error que cometemos es el no incluir a los ojos dentro del primer examen clínico que se le realiza a un paciente en la consulta. Si dentro del examen incluimos al ojo las enfermedades oculares van a aumentar y van a ser diagnosticadas en forma temprana. El ojo es un órgano que cuando se presenta signología clínica severa quizás ya estemos frente a una enfermedad crónica.

¿Por qué es importante hacerlo?

Porque hay muchas enfermedades sistémicas que parte de la signología clínica está en el ojo y lo que pasa es que los médicos hacen el tratamiento de la enfermedad pero el animal termina quedando con déficit visual porque no fueron tratados a tiempo sus ojos. Hay que incluir el examen oftalmológico en la consulta clínico.

¿Llegan muchas consultas oftalmológicas en una clínica veterinaria? ¿Cuál es el principal motivo?

El motivo de consulta que se observa con mayor frecuencia es la secreción ocular pero es raro que un paciente venga por problemas en el ojo. Generalmente el propietario no le da demasiada importancia y piensa que “tiene una basurita y se le va a pasar”. Es por eso que cuando llegan a la consulta; muchas veces; las enfermedades de los ojos están en su etapa crónica porque el animal primero se enferma, después tiene problema de vistas y, por último, tiene que darse cuenta el propietario y llevarlo a la veterinaria. Por eso siempre es importante realizar el examen ocular. La particularidad de la secreción ocular es que la comparten muchas enfermedades oculares y nuestro desafío está en determinar cuál es el origen de la misma. Para ello es necesario hacer un examen minucioso de los detalles y la estructura del aparato ocular que te permita obtener un buen diagnóstico y hacer un tratamiento adecuado porque si haces un mal diagnóstico hay altas posibilidades de que, en el proceso crónico, el animal sufra un déficit visual.

¿Qué elementos se necesitan para realizar un examen adecuado?

Los elementos que debe tener un clínico en general son de fácil acceso ya que no se necesita más que una lupa, una linterna puntiforme, gotas y un oftalmoscópio pequeño. Con esos elementos podes hacer el 80% de los diagnósticos de las enfermedades.

¿Cómo se debe actuar frente a una urgencia oftalmológica?

Hay determinadas enfermedades que si no trabajas en las primeras horas perdés parte o la totalidad de la función visual. La urgencia tiene que ser reconocida y no se puede derivar inmediatamente, el clínico tiene que reconocerla y tratarla porque una urgencia con 12 o 24 horas no te da chances. Es importante que se reconozca y se trate porque no es lo mismo derivar un paciente sin saber cuál es el problema que, en cambio, diagnosticarlo, darle medicación y decirle que vaya a un especialista preparado para una posible cirugía. Para que los especialistas tengamos éxito en el paciente depende del clínico porque si el clínico no reconoce, no trata o deriva tarde nosotros vamos al fracaso.

¿Existen diferencias en el sistema ocular entre perros y gatos?

Hay diferencias desde el punto de vista anatómico y fisiológico. Comparten enfermedades pero con diferentes causas, el gato no es un perro chico, es muy diferente al perro desde el inicio de la consulta. En las clases vamos a remarcar las diferencias entre ambos animales.

La actualización está dividida en 3 clases: 1) Cómo actuar frente a un paciente con secreción ocular; 2) Manejo de las urgencias oftalmológicas y 3) Enfermedades sistémicas con signología ocular. ¿Cuáles son tus expectativas para la capacitación?

Mi objetivo es que finalizado el curso el clínico tenga más herramientas para poder evaluar el ojo, también generar que en su trabajo diario evalúe más los ojos y que pueda desenvolverse con mayor facilidad sobre un paciente con una enfermedad oftalmológica.

GUSTAVO ZAPATA

Gustavo Zapata es médico veterinario (Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad Nacional de La Plata – 1995). Obtuvo en el año 1996 el cargo de Jefe de Trabajos Prácticos en la Cátedra de Patología Médica y el Cargo de Médico Interno en el Hospital de Clínicas ambos pertenecientes a la citada casa de estudios. Es expasante del Servicio de Oftalmología Comparada de la Facultad de Veterinaria de la Universidad de San Pablo, Brasil. En carácter interdisciplinario realizó una pasantía en el Servicio de Oftalmología del Hospital Interzonal de Agudos “Gral. San Martín”. Realizó y aprobó el curso de Microcirugía experimental organizado por el Laboratorio de Trasplantes de órganos de la Facultad de Ciencias Médicas de la Universidad Nacional de La Plata.

Disertó en diversos cursos de pregrado, postgrado e interdisciplinarios en idioma español y portugués. Ingresó en la carrera de investigador en el año 2001. Obtuvo la categoría de Docente Universitario en el año 2004. Tiene presentados trabajos en congresos nacionales, internacionales e interdisciplinarios. Autor de diversas publicaciones en revistas científicas nacionales e internacionales y autor de diferentes capítulos de libros y autor y editor de su libro realizado en España en el año 2019. Obtuvo el premio al mejor trabajo científico en el 5º Congreso Nacional de AVEACA 2005. Obtuvo su título de Doctor en Ciencias Veterinarias en el año 2014. Desde el año 2005 es miembro del Laboratorio de Investigaciones Oculares perteneciente a la Cátedra de Patología de la Facultad de Medicina de la Universidad de Buenos Aires. Desde el año 2017 es jefe del servicio de Oftalmología comparada del Hospital Escuela de la Facultad de Ciencias Veterinarias de la Universidad de La Plata, Buenos Aires, Argentina.

Deja un comentario